8/12/09

Villa Hell

Hace pocos días apareció en Buenos Aires un montón de publicidad callejera promocionando Villa Gesell como destino turístico. Estuve buscando el afiche en internet porque me hubiera gustado ilustrar este post con eso, pero no lo encontré. Aparecía mucha gente caminando en una peatonal, luces, era de noche. Tiene un eslogan que no me acuerdo, pero era uno de esos típicos eslogans que, al volver a su pueblo, los chicos nacidos en ciudades estivales, formados universitariamente en la metrópoli, incuban una noche mientras dan una vuelta en moto alrededor del monumento principal. Una frase que tranquilamente podría ser "vivilo" y que, recordando las lecciones de un viejo manual de publicidad español, los egresados de la UP caídos en desgracia repiten con aburrimiento.
Como siempre pasa en estas situaciones, ni dá para caer en la inducción. A los porteños les dan con su propia medicina: esto es gente que busca gente. La promesa para estas vacaciones, por si se quedaron con ganas de repetir patriadas como la que paraliza a media ciudad cuando los trabajadores del subway se tiran a las vías, es ir a comerse un panqueque al lado de la mesa del idiota que todos los días se peina el córtex con un iPod.
Me encanta Buenos Aires. Me encanta porque sé que esta ciudad se parece cada vez más a un queso con agujeros, carcomida por la mugre y el calor, en la que en un futuro no tan lejano transportaremos nuestro odio, como todos los días, por las calles del microcentro, hasta que un día el suelo se va a hundir y vamos a caer todos (los oficinistas, los barrenderos, los turistas rubios y los mendigos) a un pozo hondo y frío de donde nunca debimos haber salido.
_

4 %:

ESTA dijo...

desgarrador

Protervo dijo...

linda imagen peinarse el cortex.

el oficinista sin recursos y con saber hacer se queda en enero en baires y toma taxis que van rápido y no le rompen los huevos los rompehuevos que se fueron, ponele a gesell.

PS: cuando era chico apretabamos en gesell y nos corrian en madariaga.

Isabel dijo...

Nací en Bs As. y en el año 84 nos fuimos a Gral, Roca Río Negro.

Sufrimos Bs As. Una ciudad donde hay que viajar más de una hora para ir a tu trabajo y si había suerte que los colectivos y trenes funcionaran normalmente.

Extraño de Bs As los teatros que de vez en cuando asistíamos y las exposiciones de plástica.

Bs As no es un lugar para tener una familia, niños que para ver algo de verde los llevan a la plaza
donde también llevan a los perros.
Las ciudades deben ser lugares solamente administrativos y alejados de los barrios con buenos medios de locomoción.

No volvería a Bs As por nada del mundo.

Anónimo dijo...

Subway? soy un pelotudo, todo este tiempo pensando que viajaba en subte.
Que lejos esta del mar esta ciudad y la puta madre que me pario el exilio. Pero queda poco de condena, vamos volviendo, el loco siempre nos espera.
Y es verdad que son chotos los afiches, y algunos vamos a la uba y por suerte hay mares bien lejito de estos malos aires y no llegan a contaminarlos

La Fuerza está conmigo

Creative Commons License

Brazo Armado