6/9/07

Prólogo a "Camp" (¿Parte 1, 2, 3...?)

Bueno, y entonces vamos

peregrinando con el espíritu del pueblo

que no conozco bien, pero no importa

si total estamos con los amigos

El primero de todos, Héctor

amigo de la casa que surca la escala Richter

se mete en Perú, hace desastres

se mimetiza, su caos calculado abandona la impostura

por un instante deja llevar su lengua en una ostra, un cebiche

-que venimos bien, Surfer, para qué estropearlo

yo te doy mis cosas, abandono la neurosis

con tal de que compartas el anillo de tu luz

que viene como el río a la altura de Mainqué

podría reprocharte que nunca me enseñaste a remar

que lo dejaste por una de esas isleñas que te gustan, gringo viejo

(Las saboreás misioneras, también, ojos celestes

bailás ebrio en el Iguazú con el Loco Humberto)

vos ruso negro y pendenciero, poeta de la Perca

vení como marinero del Potemkin, desempolvá

de una vez esa historia que guardás

acerca de colonias agrarias y un puerto en Brasil

que a fin de cuentas te gusta Hunter Thompson

y por eso hay un abrigo común para nosotros

que por eso sin confesarla tenés toda una nouvelle

a la que algún día haremos plata ¿Pero cuándo

si cuando es invierno te vas a buscar tu hormiga

a la ciudad del General, a construir un hormiguero que sólo entendés vos

aunque siendo justos yo también tengo los míos, y bien grandes

al punto de que lijo enteras mis semanas en vocablos

dejándome ir en un sueño con caballos y alemanes

O en una ruta a Chimpay, quizá la traza

del pelo de G. dominando la noche;

puede que el Santo grácil apiádese los llantos

que vamos a derrochar de acá a la luna

contándonos las penas y los bardos

y entonces tendremos la Gran Historia

“National Geographic”, decías, al final

tenías más cultura de masas que yo y toda la carrera

Cómo te la armaste a esa cara de hoplita mercenario

con tus citas a Cernuda, los clásicos y ese amor por Gustavo

te hubiera gustado conocer la casa de Neruda

Regresé de mis viajes / navegué construyendo la alegría

relieve chileno que invitaba al amor

mientras tumbado en la arena yo pensaba en que otra cosa

sino en el amor, con el pisco bien subido a la cabeza

y le hablaba a Ana con una madurez idiota

temiendo que su mano engendrara una justa imagen de mí.

Personajes, no entiendo qué más me queda

tomar el motivo urticante, cualquier pecado idiota

perdonarlo como se recuerda un tropezón en la calle

y así con todo, el trabajo y su máscara aledaña: yo no soy

el que cobra este salario, yo no existo pues pierdo el rictus

a la primera de guiños e ingestas

Convenzo de mí la parte maldita, pierdo el protocolo y niego

la Familia, el Estado, el Periodismo

peleo contra crónicos fantasmas de la muerte

y la poesía que no ayuda en nada

apenas la velada incandescente, ayunos

huelga de hambre y nicotina esclavizada en males de siglo

Hoy repasaba Althusser en pasillos de Economía

recitaba en francés y era todopoderoso

Louis Althusser est un philosophe marxiste

qui a devient an acteur majeur

du la courant structuraliste

tan poco, apenas un fonema irregular y la vida

cotidianamente tras las nubes se disuelve

admirando al Otro, la Otredad y la pose docta

Qué desastre

mejor calle Brown

cruzando vereda pija DJ

enfiestando a puro pete

una foto de Genet, Foucault al lado

¿por qué nacer en Neuquén, por qué tan lejos

de esa limpia parsimonia?

5 %:

Anónimo dijo...

WHATSSSSSSSSSSSSSSSS!?

P dijo...

a ver si dejas el bulomalditosecabocha y me venis a visitar que aca en zona norte es todo mas canchero!

Lunita dijo...

a mi me suena a canción...
más cerca de la mancha.

Anita dijo...

Gran poema!

O`Hara encantado.

Besos.

Humberto dijo...

ohh, me emocionó...
poema de amor cojudazooo..., serán los influjos de Nueva Yorki?

La Fuerza está conmigo

Creative Commons License

Brazo Armado

Blog Archive