24/4/07

Lo que le hace el Genet de Sartre a las personas





¿Y si estuviera explotando esa vieja remembranza del maestro como un sacerdote, compungido a unas tareas laboriosas del saber y la enseñanza, en la posesión de un magno sacrificio? ¿Y si esa idea, herencia de una secularización mal curada, se tradujera más aún en un hombre que con su muerte testimonia ese cadalso de la pedagogía, que profesa una Fe capaz de llevarlo hasta la muerte? ¿Y si Fuentealba es un mártir en un sentido pleno, cristiano, perseguido por una actividad, una militancia, que goza de mala fama?

Decir eso es forzar las cosas.

9 %:

Lunita dijo...

Los clásicos no deben ser forzados. Más que nada, porque nuestra realidad es más rica (a pesar de lo cruda). Porque es nuestra. Pero por algo son clásicos... no?

Pienso que lo bueno de esa secularización mal curada es que queda gente que además de transmitir lo que cree saber, quiere también aprender enseñando.
Me gusta saber que existe esa gente. Aun contra quienes creen que la traición elimina la confianza. Y la esperanza.

Y lamentablemente decir eso, pienso, no sería forzar las cosas.

Jaramillo dijo...

Lunita querida:

En todo de acuerdo con tu opinión acerca de los clásicos. Pero lo que yo quería decir con respecto a la secularización, etc, etc era el hecho de que la enseñanza quizás se conciba aún con esa idea católica del sacrificio, la autoflagelación inherente a todo aprender.

Y eso es una mierda. El saber es otra cosa, no sé bien qué, pero no padecimiento.

El breve post es irresponsable (como su autor) en no profundizar un poco más la idea. Pero te juro que cuando termine la nota que estoy escribiendo al respecto la publico acá así la seguimos con todo.

Un beso y, como siempre, gracias por escribir.

Rody dijo...

Piro, soy asiduo lector de tu blog, pero nunca antes había comentado nada.
El sentimiento me ha obligado.
Sólo quería que sepas que me siento orgulloso de que nos hayamos conocido.
Sos un magnífico escritor y un observador sagaz. Tu particular visión de la situación y tus análisis (ciertos o erróneos), me ratifican el pensamiento de que sos un fuera de serie.
No le aflojes.
Un abrazo.

Lunita dijo...

aahh... mierda que no había entendido. Muy buena observación la suya.
Espero ese artículo. :)

Jaramillo dijo...

Rody:

Gracias por decirme lo que siempre supe. Ya me cansé de la falta modestia y tengo el ferviente proyecto de convertirme en un ser abominable.

Anónimo dijo...

Me parece que me voy a ir al blog de Washington Cucurto, Jaramillo, usas palabras muy difíciles para alguien como yo que ni siquiera recuerda qué significan "holístico" o "filología", y esas cosas por el estilo.
Pero igual las notas te quedan muy, pero muy bien.

Mario del canalito

PD: ¿Genet, era el 3 de Francia en el mundial del `82?

Jaramillo dijo...

Genet era un artesano de la feria Mitre, acá en Neuquén, al que un competidor le quemó el puesto.

NeKroWar dijo...

Esta bueno porque los posts vienen con explicación en los comments... tu blog es lectura obligada para analizar a actualidad de los sentimientos acá en frío invierno del sur... muy bueno piro... aunque a veces no entiendo demasiado, de la vida en general... desde la oscura Cinco Saltos saludos delNegro

Lobobueno dijo...

Me gusta la idea de la religión en la enseñanza, especialmente por que fué en los clautros cristianos del medioevo donde se configuró elmodelo de enseñanza actual. La diferencia es que ahora no tenemos curas (bah, no se en el Don Bosco) sinó maestros, técnicos en pedagogía, es decir gente con herramientas de análisis sobre el aprendizaje, con el alunmo con objeto de estudio - el acto de enseñanza moderno es por definición un acto de obtención de datos de los enseñados. lunita acierta, pero no se trata de confianza o traición sino de la inherencia de éste dispositivo "Foucaultiano" en los recintos de enseñanza/aprendizaje. En ese punto Sartre, como filósofo universal, es decir pleno en su decir y omniabarcativo, es un tipo de maestro griego que quedó en offside en su tiempo, el existencialismo duró lo que el happening. No creo que encaje en el espectro de la cristiandad, por su idea de discipulado y autoconclusión en vez del lugar de pastor pastor y sus multiples ovejas, y especialmente por sus inclinaciónes izquierdistas. Por otro lado, al figura del mártir, del que se sacrifica es por una ganancia posterior, casi que el mártir invierte en si mismo; a veces creo que la apatía frente a la escuela, el desgano y el sufrimiento no sostienen esa ecuación, la educación parece mas bien una tortura que un camino a la iluminación, al menos de parte del alumnado.
De lo dicho todo ha sido un poco forzado en especial por el espacio sintético del blog. Sin embargo decir eso parece el juego de paradojas de los sofistas, que al terminar sus enunciados decian "Todo lo que he dicho es mentira", si es mentira, dice la verdad y si es verdad, es mentira. Es como una forma de anular, de inutilizar lo dicho y de ser capturado por los enunciados. Habra que medir la fuerza como para que no se vuelva en contra de uno (diría el pragmático Maquiavelo).

La Fuerza está conmigo

Creative Commons License

Brazo Armado